El ébola, brote en áfrica

146

El virus del Ébola adoptó una mutación genética durante el brote en el oeste de Africa, el cual dejó más de 11.000 muertos entre 2013 y 2016, que parece permitirle contagiar mejor a los humanos, indicaron dos equipos de investigadores independientes.

Antes se creía que el ébola circulaba en una población animal no identificada y que sólo en raras ocasiones contagiaba a los humanos y causaba un brote devastador. Los científicos consideraban que el virus tenía pocas oportunidades de adaptarse genéticamente a los huéspedes humanos, según los estudios publicados en la revista estadounidense Cell.

“Se creía que, en esencia, el virus del Ébola nunca cambiaba”, indicó en una declaración Kristian Andersen, uno de los autores de uno de los artículos y director de genómica de enfermedades contagiosas del Instituto de Ciencias de Transferencia Scripps.

Pero este estudio nos dice que una mutación natural del virus del Ébola, ocurrido durante un brote, modificó su capacidad de infectar las células humanas. Para investigar si el virus pudo haberse modificado en términos genéticos durante el brote, los equipos de investigación examinaron las secuencias genómicas del virus del Ebola disponibles para el público que fueron aisladas de las víctimas de la epidemia.

Esta mutación, GP-A82V, transforma la glicoproteína que el ébola utiliza para entrar a las células. La investigación en células animales mostró que incrementó la capacidad del virus para entrar en las células de humanos y otros primates, pero no en las células de otros mamíferos.

Jonathan Ball, virólogo de la Universidad de Nottingham y uno de los autores de otro documento, dijo que la mutación GP-A82V incluso disminuye la capacidad del virus del Ébola para entrar en las células de los murciélagos de la fruta, el presunto animal reservorio del virus del Ébola.

En total, los investigadores calculan que la versión GP-A82V del virus del Ébola causó cerca del 90 por ciento de los contagios del brote reciente.

“Los artículos publicados hoy brindan nuevas ideas sobre las posibles razones por las que el brote del virus del Ébola en el oeste de Africa duró mucho más tiempo que brotes anteriores”, dijo Ed Wright, un virólogo de la Universidad de Westminster que no participó en los estudios.

“Los estudios identifican cambios específicos en los genes del virus que surgieron mientras duró el brote. Parece que el virus se adaptó para así poder infectar con mayor eficiencia las células humanas“.

AP